Hasta este momento, todos nosotros sabemos que el mantenerte fuera de acción para esperar una pelea lucrativa es una mala idea para un peleador típico de la UFC.

¿No nos creen? Solo hablen con Rashad Evans, el cual paso casi un año en el limbo luego de haber esperado al entonces campeón Shogun Rua volviera de su lesión en la rodilla. Eso fue en el 2012, y Evans al fin recibirá su oportunidad de pelear por el titulo de la UFC en el evento UFC 145, a menos que algo salga mal de aquí a Abril.

El error de Evans sirve como un ejemplo para la mayoría de los peleadores de la UFC los cuales han aprendido la lección que el mantenerse ocupado es la mejor manera de gastar tu tiempo y la mejor manera de complacer a tus jefes.

Afortunadamente para Dan Henderson, el no es un típico peleador de la UFC, de hecho totalmente lo contrario. A diferencia de casi todos los peleadores de la UFC, el esperar al ganador de la pelea entre Evans y Jon Jones tiene perfecto sentido para Dan Henderson.

Con 41 años, Hendo ha llegado a un lugar único dentro de las artes marciales mixtas. Hendo es un héroe para los fanáticos mas obsesionados con el deporte, y un favorito para los fans casuales. Las victorias que lo han llevado al estrellato sobre peleadores como Wanderlei Silva, Michael Bisping, Fedor Emelianenko y Shogun Rua lo han llevado a lograr un estatus legendario.

A los 41 años Henderson ha logrado un estatus legendario dentro del deporte y lo espera uno de sus mayores desafíos, superar el paso del tiempo.

Los logros de Henderson han mejorado con los años, y luego de haber vencido a Rua en lo que muchos consideran esta pelea como la mejor de la historia en el evento UFC 139, Henderson básicamente tiene un boleto de oro para hacer lo que le plazca dentro de la UFC.

Por supuesto que ahora Hendo trabaja en un rango sumamente limitado de oportunidades ya que el sabe mejor que nadie que solo esta interesado en “peleas grandes”. Lo que lo ha forzado a rechazar peleas contra contendientes como Antonio Rogerio Nogueira. Este tipo de peleas no tienen sentido ni para Henderson, ni para la UFC ya que entra un factor muy importante para ambas partes: El dinero.

Solo hay dos oponentes que pueden llenar las expectativas de Dan Henderson en estos momentos: El ganador de la pelea entre Jones/Evans o Anderson Silva. ¿Es un riesgo que espere a estos dos peleadores? Tal vez si lo sea, pero el hecho que arriesgue su increíble posición al tomar otra pelea conlleva el doble del riesgo.

9 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario