Vitor Belfort siempre ha sido un peleador del tipo ‘Todo o nada‘.

Aun en los mas volatiles estándares de las Artes Marciales  Mixtas – un deporte donde todo mundo es forzado a volverse humilde – el camino en la historia de Belfort podría compararse con una montaña rusa. Una montaña rusa con exagerados y desastrosos altibajos.

Por un corto periodo a mediados de los 90’s, el pudo haber sido el mejor del mundo hasta UFC 15, cuando Randy Couture le enseño al mundo los pasos para vencerlo, y la leyenda de Vitor Belfort no se volvió a recuperar desde entonces.

Belfort paso a convertirse en el campeón del mundo y también entro en discusiones de los mas grandes del deporte, también fue llamado invencible, solo para exponer sus errores una y otra vez. El ha dado muchos de los mejores knockouts del deporte – especialmente su destrucción de 44 segundos sobre Wanderlei Silva – pero también se ha encontrado en el otro extremo de los mas emocionantes knockouts de la historia del deporte como el knockout que le dio Anderson Silva.

Hasta el día de hoy, cuando llegue el momento de contar la historia de Belfort a lo largo de sus 16 años de carrera profesional, el muy posiblemente será un peleador que no vivió a las expectativas.

A menos.. a menos…

¿No atreveremos a soñarlo?

Es totalmente acertado el decir que Belfort podrá borrar todas las decepciones de su carrera con una sola victoria sobre Jon Jones. El haber aceptado su pelea de corto aviso contra Jon Jones en UFC 152 es una oportunidad unica que le permitirá crear un legado impresionante.

Lo unico que tiene que hacer es lograr una de las sorpresas mas grandes en la historia de la UFC.

Los expertos de apuestas lo han puesto en un lugar donde esta es una oportunidad de matar o morir para Belfort al nombrar a Jones el exagerado favorito que es en este momento algo que ya rara vez se ve en un evento de Artes Marciales Mixtas de la actualidad. Mucho menos en una compañía de clase mundial y mucho menos en un pago por evento.

Las probabilidades de 7-1 contra Belfort (y una linea de -1000 para Jones) no son necesariamente históricas, pero al ser la pelea estelar de un evento tan impresionante, tienes que investigar mucho para encontrar algo similar y con las mismas cualidades e importancia. El campeón welter de la UFC Georges St-Pierre fue un favorito comparable cuando se enfrento a Matt Serra en UFC 69; también lo hizo Fedor Emelianenko cuando se enfrento a Fabricio Werdum en Strikeforce en el 2010.

La unica razón por la que alguien recuerda las lineas de apuestas de esas peleas es obviamente porque Serra y Werdum lograron las sorpresas mas impresionantes posibles. De no haberlo hecho ellos probablemente no serían lo que son ahora. O posiblemente peor, fueran tomados a forma de chiste.

Belfort se enfrentará a una situación similar cuando se enfrente a Jones.

Por ejemplo, nadie recuerda que St-Pierre era un favorito de 5-1 cuando se enfrento a Dan Hardy en UFC 111. Ni que Cristiane Santos fue una brutal favorita de -2500 cuando se enfrento a Jan Finney cuando peleo en la cartelera de la pelea entre Emelianenko/Werdum. Hardy y Finney fueron perros que no mordían, y sus oportunidades de oro fueron rápidamente olvidadas.

Si Belfort logra ganar esta pelea, esta será una para los libros de historia. El puede comprar su boleto a ser parte de cada foto celebrativa de la compañía, sería una retrospectiva de lo mejor del año, aparecería en cada página de internet en el mundo. ¡Al diablo! Inclusive sería el campeón de la UFC, algo bastante bueno para ser un peleador que ni siquiera peleaba en esa división. Los fanáticos inteligentes y optimistas verán UFC 152 para tratar de presenciar la noche en la que Vitor Belfort sorprendió al mundo entero.

Si el pierde, el desaparecerá junto a Finney y Hardy como los peleadores que perdieron sus peleas porque eran lo que la compañía encontro para ofrecerle a sus dominantes campeones. Belfort volverá a la división de los pesos medios y la historia de su pelea contra Jones será relatada como una loca historia de este loco deporte.

¿Predicciones?

Foto: Fotografía por Jon Kopaloff

30 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario