Durante la conferencia de prensa posterior al evento UFC 160, Antonio Silva declaró que los golpes de Cain Velasquez habían sido ilegales, esto antes de que le referí parará la pelea. Después de haber sido tocado por Cain al inicio del primer round, el campeón rápidamente desató una ráfaga de golpes a  la cabeza de Bigfoot lo cual llevo al referí Mario Yamasaki a parar el combate.

Silva inmediatamente protestó la decisión, pero el daño ya había sido hecho. Ahora a un par de días después de la pelea y luego de haberse dado cuenta que sus palabras no habían sido escuchadas, Antonio Silva decidió tomar su cuenta de Instagram para publicar el día de hoy estas fotos de su nuca, donde se aprecia un enorme chichón causado por los golpes del campeón de la UFC.

Junto con las fotos Bigfoot publico un mensaje diciendo que no estaba buscando excusas por su derrota, el solo quiso mostrar que los golpes en verdad fueron ilegales. El insiste que hubiera preferido haber quedado inconsciente a que hayan parado la pelea como lo hicieron, esto para no dejar dudas. Esto es lo que comento junto con la foto:

Antonio Silva: “El ganar y perder es parte del deporte y todo atleta profesional tiene que prepararse para estos resultados, aveces es la manera en como pierdes. La foto de arriba a la izquierda fue tomada horas después de la pelea, el lado de la derecha es del día de hoy. No quiero andar con excusas por mi derrota, pero hubiera preferido haber quedado inconsciente a haber tenido una derrota injusta. Un golpe en la oreja no se inflama tanto como un golpe detrás de la cabeza.” 

¿Cual es el veredicto de los fanáticos?

Foto: Fotografía de la cuenta oficial de Bigfoot en Instagram

94 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario