Luke Rockhold esta cansado de escuchar las quejas de Chris Weidman, por lo que planea dejarlo inconsciente al comienzo de la pelea.

Una de las razones por las que Luke Rockhold decidió aceptar la revancha contra Chris Weidman, es porque se cansó de escucharlo inventar excusas tras la derrota. Lo que comenzó como una amigable rivalidad, ahora se ha desarrollado en una fuerte guerra de palabras entre ambos.

En la opinión de Luke, el haber perdido el cinturón afecto emocional y mentalmente a Weidman. Para aliviar su dolor, Rockhold parece determinado a terminar aún más pronto la segunda pelea.

Luke Rockhold: “El tipo esta perdido, esta perdido como un cachorrito. En este punto me siento mal. Ya no quiero hacerle daño. Trataré de hacer esta rápida y sin dolor. Terminará antes de que se de cuenta.”

“Weidman no se ve como él mismo. Vamos a ver si sus emociones lo ayudan, pero en mi experiencia las emociones no te ayudan a pelear. Más vale que se revise o esta pelea terminará mucho antes de lo que espera, tal vez rápido de lo que yo espero. No me siento amenazado por Chris, no veo algo en su juego que me sorprenda.”

Ambos peleadores están programados para enfrentarse en el evento UFC 199 el 4 de Junio en Los Angeles, California.

62 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario