Para evitar futuras lesiones, Cain Velasquez ha tomado la decisión de bajarle una ralla a sus intensas sesiones de sparring.

No cabe duda de que Cain Velasquez es uno de los mejores peleadores que la división de los pesos haya tenido, pero por lastima su constante problema con las lesiones le ha puesto un abrupto alto a su progreso como peleador.

Tras otra larga ausencia, Cain volverá a la acción en Julio cuando se enfrente a Travis Browne en el evento UFC 200. Como era de esperarse, en esta ocasión la prioridad de Velasquez será la de mantenerse saludable.

Cain Velasquez: “Lo principal en estos momentos es llegar a la pelea. ¿Cómo lo haré? Simplemente escuchando a mi cuerpo, de verdad no quiero volver a salir de una pelea. Quiero mantenerme activo. Quiero pelear. Es mi trabajo y quiero hacerlo. Nosotros tenemos entrenamientos muy duros que le cobran mucha factura al cuerpo, aún así nos beneficia cuando salimos ahí a pelear. Es bueno pero a la vez es malo.”

Hablando en específico, Cain pretende ponerle un alto a sus intensas sesiones de sparring:

“El hacer sparring tres veces a la semana ya no es tan beneficiosos para mi como lo es para alguien que apenas va entrando al deporte. Creo que si reduzco el sparring a dos días a la semana, tal vez un día, todo estará bien. Mientras llegue listo y con mi condición, todo estará bien, es todo lo que necesito. Tengo la experiencia de la práctica, así que eso es todo lo que necesito.”

El evento UFC 200 se llevará acabo el próximo 9 de Julio en Las Vegas, Nevada.

19 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario