Hasta ahora, aceptar peleas como reemplazo de ultimo momento le ha funcionado a Chris Weidman.

Weidman ha aceptado lanzar los dados y ha arriesgado su lugar como uno de los prospectos mas emocionantes al aceptar el pelear contra Demian Maia a tan solo 8 dias del evento UFC on Fox 2. Este dos veces All-American wrestler habrá sido un reemplazo de ultimo momento en 3 de sus primeras 4 apariciones con la UFC para cuando se enfrente a Maia.

Weidman logro vencer a Alessio Sakara al aceptar enfrentarse a el 2 semanas de la pelea, haciendo así su debut en la UFC el pasado Marzo. A partir de aquí Chris sometió a Jesse Bongfeldt en el evento UFC 131, reemplazando a un lesionado Court McGee. Con un campamento de entrenamiento completo se enfrento a Tom Lawlor, donde logro someterlo en tan solo 2:07 minutos en el evento UFC 139 estableciendo su lugar como uno de los peleadores mas peligrosos de la división.

Ahora viene Maia, el cual está dentro de los 10 mejores pesos medios del mundo, un especialista en sumisiones con el cual Weidman acepto pelear luego de que Michael Bisping acepto ser promovido al co-evento estelar para enfrentarse a Chael Sonnen.

Si esta pelea es considerada un riesgo, este es un riesgo que vale la pena para Weidman y tal vez el tenga razón.

 Chris Weidman rapidamente se esta convirtiendo en una silenciosa estrella dentro de la UFC.

Una victoria sobre Maia pondría la carrera de Weidman en un lugar bastante bueno, rápidamente convirtiendose en un contendiente y con consideraciones para una pelea eliminatoria a la contención del titulo ya sea contra Rousimar Palhares, Yushin Okami (si vence a Tim Boetsch en UFC 144) o inclusive contra Mark Muñoz cuando vuelva de su lesión.

Aun si Weidman pierde, este peleador tiene tanto capital político para seguir creciendo como estrella luego de que la UFC le debe favores por aceptar las peleas siempre de ultimo momento. La noción de ver a Weidman en una situación donde no puede perder nada es correcta y  aunque el es el favorito para ganar la pelea en las lineas de apuestas, hay un gran riesgo.

Luego de haber ganado sus 3 peleas pasadas de manera cada vez mas impresionante en su primer año dentro de la UFC, Weidman es uno de los candidatos a la nueva estrella del año en el 2012. El solo necesita continuar su gran racha para mantener su estatus como el peleador que nadie quiere enfrentar como reemplazo.

2 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario