El miércoles pasado la compañía Strikeforce revelo dos peleas por el titulo. Gilbert Melendez defenderá su titulo contra Pat Healy el próximo 29 de Septiembre mientras que Daniel Cormier recibirá a Frank Mir unos meses después.

La primer pelea (Melendez/Healy) significa absolutamente todo lo negativo en la manera en que Zuffa y Showtime manejan a los peleadores de Strikeforce. La segunda (Cormier/Mir), casi totalmente lo opuesto, ya que nos demuestra el brillante potencial que existe al ser el dueño de dos de las mejores compañías de peleas del mundo (UFC/Strikeforce).

Es tremendo e increíble el hecho que Cormier tenga a oportunidad de defender su titulo ante un veterano ex campeón de la UFC, una presentación ideal para su entrada al octágono. Algo un poco mas emocionante que ver a Melendez desperdiciar sus mejores años enfrentándose a los mas durables oponentes, pero nada espectaculares.

Sabemos que la próxima pelea de Cormier será su ultima dentro de Strikeforce. La división completa dentro de Showtime desaparecerá independientemente del resultado entre Cormier y Mir. También sabemos que Melendez sigue siendo uno de los últimos peleadores atrapado dentro de la compañía y esto es meramente su culpa, por haber firmado un contrato antes de que Zuffa tomará el control de la compañía de Scott Coker.

Pero la gran diferencia entre Cormier y Melendez es la movilidad de sus carreras y eso al parecer es culpa de los parámetros entre Showtime y Zuffa:

Daniel Cormier: “Mi carrera ha sido diseñada para avanzar en cada paso, de un peleador al próximo y al próximo. No sabía si iba a haber un peleador fuera de la UFC que pudiera elevar mi carrera aun mas, pero Frank Mir hace eso y mas.”

Eso es increíble, el merece esta oportunidad. Pero en contraste a la experiencia de Melendez (Donde parece estar destinado al purgatorio), las cosas no lucen nada bien. Analicemos su desesperante situación:

Melendez esta dentro del top 5 de los pesos ligeros, aun así no tiene la posibilidad de retarse a si mismo contra los mejores de la división. Siendo realistas, Cormier no merece avanzar su carrera mas que Melendez. Gilbert ha estado en el juego 5 años mas que Cormier, el ha sido un campeón dominante por mas tiempo y siendo honestos ha logrado aun mas. Aun así el no puede.. simplemente no puede hacer nada, atrapado en una compañía de menor talento.

Tomemos a Pat Healy como ejemplo ahora (lo sentimos amigo). Este veterano de 29 años puede haber hecho lo suficiente para ganarse una pelea por el titulo en Strikeforce, pero no es un contendiente que inspire a los fanáticos a sintonizar. El no hará nada para elevar la carrera de Melendez. El no podría ni oler una pelea por el titulo dentro de la UFC. Y hasta ahora los peleadores ligeros de la UFC no tienen interés por moverse a Strikeforce para enfrentarse a Melendez en Showtime.

 Pat Healy  podrá ser lo mejor que Strikeforce puede ofrecer, ¿Pero en verdad esto es todo lo que Zuffa puede hacer? ¿Es el mejor oponente que pueden conseguir para Melendez?

¿Donde esta el Frank Mir de los pesos ligeros?

Cuando Zuffa recién compro Strikeforce, el robo de talentos fue notorio. Nick Diaz (Posiblemente la estrella mas grande de Showtime) negoció una pelea contra Georges St-Pierre. Por su parte Alistair Overeem tenía una pelea restante en su contrato, aun así Zuffa decidió ‘despedirlo‘ para después contratarlo en la UFC.

Considerando esto, es fácil entender porque Showtime no quiere perder aun mas talento. La televisora fue forzada a protegerse a si misma. No podían estar en el negocio de construir talentos para ver como la UFC les robaba sus inversiones. Showtime entro al negocio de las Artes Marciales Mixtas porque creían en el deporte y creían que podían añadir una base de subscriptores. Esta es la razón por la cual Melendez sigue atrapado.

Así que… Cormier se lleva el gran premio mientras que Melendez es usado como ejemplo, desperdiciando los mejores años de su carrera. Esto debe de cambiar para el bien de todos.

10 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario