Finalmente Anderson Silva ha recibido su castigo luego de su positivo en el doping, será suspendido hasta el 31 de enero del 2016.

El día de hoy Anderson Silva asistió a su esperada audiencia con la Comisión Atlética de Nevada para recibir su castigo luego de haber resultado positivo de sustancias prohibidas previo a su combate contra Nick Diaz.

¿El castigo? Una suspensión de un año, mientras que su victoria sobre Diaz será cambiada a un no contest.

La audiencia duro una totalidad de dos horas, una en donde vimos al abogado de Silva defenderlo argumentando que el resultado positivo del dopaje se debió a unas pastillas para mejorar el desempeño sexual.

Como podrán recordar Silva resultó positivo de Drostanolone y Androstane, ambas consideradas prohibidas por la comisión. Después de esta prueba inicial hecha el 9 de enero, Silva volvió a resultar positivo de Drostanolone en una subsecuente prueba hecha el 31 de enero.

Durante la audiencia, Silva testifico y declaró que el suplemento tomado fue un liquido para el desempeño sexual otorgado por un amigo, quien lo compró en Tailandia. Silva declaró que el producto es similar al Viagra y el Cialis, pero que no era disponible para su compra en los Estados Unidos ni en Brasil.

Silva continuó declarando que tomó dichas sustancias para el desempeño en los tres meses previos al combate.

Anderson Silva: “Soy un humano y cometo errores, también cometo errores.”

La suspensión comenzará a partir de la fecha de su última pelea – 31 de enero – lo que significa que podrá volver a la acción hasta el 31 de enero del 2016.

Junto con esto la comisión multó a Silva con $200,000 dólares del bono de la victoria así como un 30% de su sueldo… lo que resultaría en $180,000 dólares. Su victoria sobre Diaz también fue cambiada a un no contest.

69 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario