Después de su brutal y legendaria guerra contra Mark Hunt, así como su prueba de dopaje fallida (TRT), Antonio Silva se sometió a cirugía para reparar su hombro.

Antonio Silva logró  algo que pocos peleadores en el deporte logran conseguir… una pelea legendaria. Bigfoot se enfrento a Mark Hunt a lo largo de 5 rounds en una salvaje pelea, la cual termino en un enorme empate que por primera vez en la historica nadie considero controversial (o al menos el nivel de acción hubiera justificado cualquier cosa).

Cual haya sido el caso, la pelea se vio en parte manchada debido a una prueba de dopaje fallida por parte del Brasileño. A pesar de haber recibido permiso para someterse a la terapia de reemplazo de testosterona, los niveles de testosterona de Silva superaron los limites de la comisión atlética de Brasil. Esto le ocasiono una dolorosa suspensión, sin mencionar que no le dieron su bono de $50,000 dólares que se había ganado por su legendaria pelea.

Considerando que la suspensión lo tendrá fuera de acción por un largo tiempo, Antonio Silva tomo la decisión inteligente de invertir en el futuro y aprovechar el tiempo para someterse a una cirugía en el hombro. Bigfoot se tomo la molestia de enviarle un mensaje a sus fanáticos en su cuenta oficial de Instagram:

Antonio Silva: “Después de horas de cirugía en mi hombro, estoy bien y volveré al 100%. Gracias a todos.” 

11 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario