Antes del evento, la cartelera de UFC 132 se veia bastante decente, con grandes estrellas como Tito Ortiz y Wanderlei Silva y una pelea por el titulo gallo como evento estelar entre Dominick Cruz y Urijah Faber. No importan las expectativas que se tenían del evento en general, pero Dominick Cruz y Urijah Faber fue algo muy bueno para liderar este evento, era solo cuestión de tiempo para que pudiéramos ver a los peleadores pequeños liderar grandes evento, justo como lo dice el campeón gallo Dominick Cruz:

“Todos entrenamos fuerte, todos trabajamos muy fuerte, solo porque seamos pequeños no significa que podamos dar un gran show.”

Normalmente y es bastante entendible, los fans casuales desean ver a peleadores de peso completo liderando los eventos. Ellos quieren ver a peleadores muy grandes tirando fuertes golpes buscando el knockout. Pero luego de ver otra vez el evento principal, la gente mostró bastante aceptación durante toda la pelea. El presidente de la UFC Dana White comento sobre este tema, y su opinión fue simple y muy cierta:

Dana White: “Estos peleadores merecen el respeto de ser los numero uno y esta noche ellos fueron y por lo que se merecen. Ellos han peleado de esta manera millones de veces, pero esta noche todo mundo los vio. Esta noche, salieron a mostrarle a el mundo lo que todos ya sabíamos.”

Por 25 minutos, Cruz y Faber nos estregaron todo lo que podríamos esperar de las pequeñas divisiones, un increíble nivel de pelea mas acción a toda velocidad. El punto es que los pequeños están aquí, y nosotros como fans tenemos que disfrutar y estar agradecidos de que tendremos mas eventos de calidad (estelarizados por peleas con titulo en juego), y mucha mas acción.



4 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario