¿Recuerdan todos los rumores de las posibles razones que forzaron al campeón welter Georges St-Pierre a elegir el retiro? Nunca supimos la verdadera razón... hasta ahora.

Finalmente la razón detrás del retiro del legendario Georges St-Pierre ha sido revelada y ésta no tiene nada que ver con un hijo no deseado, una enfermedad de su padre ni problemas con los dopajes del UFC. Entonces, ¿Cual fue la razón? Un desorden obsesivo compulsivo.

¿Qué causa exactamente este desorden? La definición de Wikipedia dice lo siguiente:

es un trastorno de ansiedad (como la agorafobia y la fobia social) caracterizado por pensamientos intrusivos, recurrentes y persistentes, que producen inquietud, aprensión, temor o preocupación, y conductas repetitivas, denominadas compulsiones dirigidas a reducir la ansiedad asociada.

Durante una reciente entrevista con CBS News, St-Pierre reveló que fue realmente su lucha contra este desorden lo que lo ha estado volviendo loco y lo terminó forzando a dejar un deporte que domino a lo largo de 10 años. ¿Como es que esto lo afecto? Georges lo explicó al decir que la obsesión por sus oponentes y las presiones que llegaron al ser el blanco por tanto tiempo fueron simplemente demasiadas como para ser manejadas.

Esto es lo que comento con sus palabras:

Georges St-Pierre: “Como peleador y como competidor, es bueno tenerlo porque te hace mejor, porque te obsesionas completamente con ser un mejor artista marcial. Todos los días, todo lo que haces esta orientado a esa meta. Esta misma obsesión la tengo por mi trabajo, mi empleo, el ser mejor, esto es lo que me estaba volviendo loco. Es por esto que me tome un descanso. No lo llamo retiro porque no se si así lo será, pero si necesitaba dejar de competir por un tiempo. He estado haciendo esto por mucho tiempo. Primero comencé en esto porque era divertido, lo amaba. Luego la diversión se convirtió en un negocio. Luego el negocio se transformo por los críticos, las expectativas, la presión; eres el blanco y todo mundo quiere lo que tienes. Te vuelves como un loco obsesivo, así que tuve que preocuparme por mi salud mental.” 

“Ahora me siento muy bien. Tuve mi primer año nuevo y navidad con mi familia, me refiero a realmente una celebración. Ahora puedo pasar tanto tiempo como quiera con ellos. No tengo que irme porque tengo una pelea próximamente o porque tengo que entrenar. Porque cuando estaba compitiendo, estaba completamente obsesionado con ello. Necesito tomarme un tiempo y dejar el entrenamiento. Ahora si decido volver, será mi decisión.” 

Foto: Cortesía de Josh Hedges/Zuffa LLC vía Getty Images

45 Comentarios

Comenta

Deja Tu Comentario

Agregar comentario